Empleado municipal lleva prófugo más de una semana tras balear a un vecino

Viernes 24 de enero de 2020 | 06:30hs.
En el caso, caratulado en principio como lesiones con arma de fuego, interviene la Comisaría Décima.
Carlos Cardozo

Por Carlos Manuel Cardozo fojacero@elterritorio.com.ar

Un empleado municipal de Posadas permanece en condición de prófugo hace más de una semana, luego de dispararle en la cabeza a su vecino en el barrio A3-2 de la capital provincial, detallaron fuentes policiales y judiciales a El Territorio. La víctima sobrevivió de milagro y está fuera de peligro. 
El implicado se trata de un hombre identificado como Juan Carlos L., cuyo paradero es un misterio a pesar de que varias comisiones policiales y de las fuerzas federales fueron advertidas sobre el pedido de detención que pesa sobre su espalda. Si bien el caso se tramitó como lesiones, podría afrontar una acusación por homicidio en grado de tentativa. 
El hecho ocurrió el miércoles  15 de enero, en la manzana 21 del mencionado barrio. Eran cerca de las 15.30 cuando los efectivos de la Comisaría Décima fueron advertidos sobre un herido de arma de fuego y acudieron para constatar lo sucedido.
Una vez en el lugar, el herido, identificado como César David C., ya había sido trasladado en un móvil particular al hospital Madariaga. Sin embargo, uniformados relevaron los testimonios de las dos familias de los implicados, quienes dieron sus respectivas versiones de lo ocurrido y describieron conflictos de vieja data. 
La madre de la víctima relató que por estos motivos el funcionario municipal se presentó en su casa y de entre sus prendas sacó un arma de fuego con la que hirió al joven. Luego, habría huido del barrio con su camioneta blanca. 
La madre del señalado agresor, en tanto, expresó que antes el herido le había tirado piedras a su camioneta y que por esta razón reaccionó a los tiros. En el lugar trabajaron efectivos de la Dirección de Criminalística y el médico policial se trasladó al nosocomio para ponerse al tanto del estado de la víctima, quien había referido haber consumido drogas, pastillas y alcohol. 
Los profesionales médicos señalaron que la bala ingresó en la sien derecha y salió por detrás de su oreja, en el mismo lado. Se explicó que el proyectil -al parecer calibre 22- no perforó su cráneo, sino que rebotó al impactar. “Tiene un ángel aparte” dijo un investigador, al tiempo que señaló que a los dos días salió de alta. 

Proceso
El caso está siendo llevado adelante por el magistrado Juan Manuel Monte, titular del Juzgado de Instrucción Dos de Posadas. Desde entonces, los autoridades no han tenido noticias del agresor, pero se supo que esta semana un profesional se presentó como su abogado. 
La intención del letrado, según trascendió, es pedir una eximición de prisión, algo que seguramente lo tendrá que analizar el magistrado. Sin embargo, por lo menos hasta ayer a la mañana, ese pedido no se había hecho formalmente, razón por la cual todo sigue de igual. 
 Por otra parte, desde la Policía de Misiones instruyeron el sumario como lesiones con arma de fuego, aunque desde la Justicia no descartan que el hecho sea caratulado como homicidio en grado de tentativa. Esta calificación implicaría una pena mucho más gravosa. 

En cifras

9

El empleado municipal en cuestión lleva nueve días en la clandestinidad. Un abogado adelantó que podría pedir la eximición de prisión.


El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina