La condenaron por tener un kiosco de drogas en su casa

Miércoles 17 de julio de 2019
El kiosco estaba ubicado sobre la calle Luchessi.
Una mujer de 48 años fue recientemente condenada por uno de los tantos kioscos de droga que la Policía de Misiones desarticuló en procedimientos concretados el año pasado en Posadas. 
La implicada en esta ocasión es Susana Beatriz Aby (48), que a instancias del Tribunal Federal de Posadas fue condenada a la pena de cuatro años de prisión como autora del delito de tenencia de estupefacientes con fines de comercialización. 
La mujer quedó involucrada en una causa que se inició en junio del año pasado y al cerrarse el expediente debía ser enjuiciada, pero antes de exponerse a un debate oral y público optó por admitir su culpabilidad en el hecho y resolver todo bajo la modalidad de juicio abreviado. 
El acuerdo fue firmado entre su defensa y la fiscalía, al tiempo que posteriomente los magistrados de dicho tribunal homologaron el pacto y lo transformaron en sentencia. 
De esta forma, a comienzos de julio la mujer fue condenada y en el fallo, que se conoció recientemente mediante su públicación en el Centro de Información Judicial (CIJ), también se dictaminó que continuará gozando el beneficio de la prisión domiciliaria. 
Según lo que se pudo reconstruir, la causa contra Aby se inició en junio del año pasado, cuando los pesquisas de la Dirección Toxicomanía de fuerza provincial presentaron ante la Fiscalía Federal una serie de elementos e indicios que daban cuenta de que en una vivienda del barrio La Querencia se estaba comercializando estupefacientes. 
En esa instancia, las autoridades judiciales aprobaron la continuidad de la investigación y el trabajo de los sabuesos de la Policía continuó arrojando resultados. Es que mediante labores de campo como vigilancia y toma de fotografías y filmaciones se observa un constante flujo de personas que acudían al inmueble en forma sospechosa, ya sea a pie o cualquier tipo de vehículo. 
Fue así que para comienzos de agosto los pesquisas ya tenían tantos elementos sobre la mesa que la Justicia autorizó un allanamiento. 
En el allanamiento detuvieron a Aby, quien al notar la llegada de los uniformados intentó descartar 16 envoltorios con sustancia blanca que tras los exámenes se terminó confirmando que se trataba de clorhidrato de cocaína. 
Los efectivos continuaron requisando la vivienda y dieron con más elementos que complicaron la situación de la mujer. En la casa también encontraron más bolsitas de polietileno con marihuana fraccionada y lista para la venta, entre otros elementos indicadores del delito de narcomenudeo en el lugar. 
En total, según indicó la fuerza provincial en ese momento, el procedimiento culminó con la incautación de 136 gramos de cocaína y 430 gramos de marihuana, estupefaciente que arrojó un avalúo total de 110.000 pesos. 
Desde ese día Aby quedó imputada en una causa por infrigir la Ley 27.737 de Estupefacientes, hasta que llegó el momento del debate pero optó por ir a un juicio abreviado.

En cifras

136

Durante el procedimiento en su casa, la Policía incautó 136 gramos de cocaína y casi medio kilo de marihuana fraccionada y listos para la venta.


El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina