Pese a la ordenanza vigente, destacan que no se respeta el arbolado urbano

Lunes 24 de febrero de 2020 | 07:00hs.
En el Vivero Municipal se pueden retirar dos plantines por vecino. | Foto: Marcelo Rodríguez
María Elena Hipólito

Por María Elena Hipólito sociedad@elterritorio.com.ar

El arbolado urbano no sirve solamente para hermosear una ciudad y volverla más atractiva a la vista. La función de los árboles es la de producir oxígeno, aportar sombra y por añadidura reducir la temperatura del ambiente, una virtud que en provincias como Misiones, donde las temperaturas llegan hasta los 40 grados y más, debe ser tomada con seriedad.

No obstante, la ausencia de árboles se hace notar con más fuerza en el centro posadeño y en numerosos canteros se ven los vestigios de los gigantes que representan una huella con sabor amargo. Esto sigue sucediendo a pesar de que a partir de 2013 está en vigencia en Plan Forestal Urbano (ordenanza VI - Nº 28), en el que se detallan los lineamientos para un arbolado urbano acorde a las necesidades de una ciudad como Posadas.

Sin embargo, la mayoría de los artículos de ese documento no se cumplen. Se siguen realizando podas indiscriminadas y fuera de tiempo que llevan a que el árbol no pueda desarrollarse debidamente, ni hablar de las talas que se hacen sin la habilitación de un inspector profesional de la Municipalidad que debe constatar la peligrosidad para el vecino o el mal estado del ejemplar.

La ordenanza también establece que debe haber un árbol cada ocho metros y que cada uno que se tale debe ser repuesto con la plantación de otro ejemplar. En este punto la responsabilidad de los frentistas es fundamental para cumplir con la ordenanza y así evitarse las multas que también están discriminadas en el documento.
Alcanza con caminar unas pocas cuadras para constatar que esto no se cumple. No obstante, no todo es negativo en esta cuestión puesto que según  Viviana Tiribe, responsable de Espacios Verdes de la Municipalidad local, “el vecino ya tomó conciencia porque está sufriendo la falta de árboles por el calor. Un árbol es pensar en el futuro, no es como una sombrilla, hay que darle su tiempo para crecer, para que forme su copa”.

Tiribe indicó que en el Vivero Municipal (avenida 115 entre Tambor de Tacuarí y Centenario) cada vecino puede retirar dos ejemplares de manera gratuita para plantarlo en su frente.

Cabe destacar que la ordenanza estipula las especies arbóreas, 25 en total, que pueden ser plantadas teniendo en cuenta su adaptabilidad, tolerancia a las condiciones climáticas, entre otras cuestiones, priorizando las nativas. Así se nombran: cedro misionero, camboatá, ceibo de monte, pata de vaca, pitanga, aguay, caña fístola. Así como también la caroba blanca, ñangapirí negro, alecrím, urunday y niño azote.

Por otra parte, señaló que el vecino puede denunciar la tala y poda sin permiso en el Ministerio de Ecología y en el Área de Inspección Municipal de la Municipalidad.

Educación para el futuro

El grupo Sombrita Misionera nació en 2015 por iniciativa de Lara Schwieters cuando propuso en el cincuentenario de la Escuela Comercio 6 la plantación de 50 árboles nativos en un parquecito cercano. Los plantines fueron cedidos por el Vivero Municipal y la plantación se hizo en conjunto con Espacios Verdes.

El objetivo de este espacio, si bien es acompañar y promover actividades de plantación y preservación de las especies, es buscar la comunicación comunitaria porque apunta a revisar los sentidos en relación al arbolado y brindar información sobre especies nativas, su cuidado, los servicios ambientales que ofrece y es su importancia dentro del ecosistema.

“Hace 20 años quizás las podas eran más cuidadosas, no ocurría lo que pasa ahora que el vecino contrata a alguien y en lugar de hacerle una poda de formación de copa, lo que hace es cortarle grandes ramas dejando prácticamente el tronco principal. Si se estaría cumpliendo con la ordenanza sería todo muy maravilloso”, reflexionó Lara. Se los puede encontrar en Facebook y por ese medio reciben un sinfín de comentarios respecto de las malas prácticas de poda y el desconocimiento del vecino sobre dónde hacer la denuncia y se actúe de manera inmediata.

“Conocer todas estas cuestiones brinda la posibilidad de revisar la relación que se tiene con ese árbol, en pensar dos veces si es correcto o adecuado tirarlo. La educación, la formación y la información hacen que podamos tener más herramientas y preguntarnos quién controla que haya ocho árboles por vereda, las podas, el estado fitosanitario, las reposiciones cuando se caen por tormenta o se los corta porque no están sanos”, indicó.

Y agregó: “Nos estamos quedando sin árboles; y está bien que tenemos aire acondicionado en nuestras casas, en los autos pero cuando no nos toque estar en el aire vamos a necesitar la sombra fresca de un árbol”. 

Las multas llegan hasta más de $33.000

Según la ordenanza, la multa por la tala sin permiso cuesta 100 unidades fijas (UF), esto es 100 litros de nafta premium, es decir, 6.674 pesos, al igual que la no sustitución de un árbol que fue talado. Por su parte, la realización de actividades de poda en infracción será sancionado con multa de 200 UF, actualmente 13.378 pesos. Mientras que la implantación en espacios públicos de especies restringidas así como a la implantación, producción, traslado, donación y/o comercialización costará 500 UF, es decir, 33.370 pesos.


“Hace falta un relevamiento de los espacios verdes”

Ramón Barreto es ingeniero forestal de la Universidad Nacional de Misiones, participó años atrás del Programa Social de Bosques (Prosobo), iniciativa financiada por la Secretaría de Ambiente de la Nación, que apuntó a la conservación de bosques en comunidades aborígenes en la provincia. El profesional compartió con El Territorio algunos conceptos respecto al arbolado urbano. 

¿Cuál es la función de los árboles en las ciudades?
La función de los árboles en las ciudades es elevar la calidad de vida de las poblaciones mejorando el ambiente urbano por las funciones múltiples que cumple en el ecosistema, relacionando los factores bióticos y abióticos y aumentando la resiliencia de una comunidad a los factores extremos de temperaturas, vientos, polución ambiental como los gases y ruidos.
Además constituyen nichos de animales y vegetales enriqueciendo la biodiversidad del ambiente.

¿Por qué es importante la presencia de árboles en una provincia como Misiones en la que el calor a veces no da tregua?  
Es importante por su rol social y ambiental en la geografía regional, nacional y mundial generando bienes y servicios sustentables desde lo económico, amigable desde lo ambiental y socialmente equitativo considerando las superficies de bosques naturales e implantados en la provincia y su cadena de valor agregado.

¿Qué es importante tener en cuenta a la hora de la planificación del arbolado urbano?
La planificación del arbolado urbano se realiza según los escenarios presentes en todo el ambiente urbano y suburbano considerando las infraestructura presente, espacio disponible, diseño de paisaje deseado, especies arbóreas y mantenimiento futuro de las plazas, calles, puentes, costanera, parques, entre otros.

¿Cuáles son los más comunes ya plantados y por qué?
He observado que las especies plantadas son lapacho, lapachillo, chivato, lluvia de oro, casia, caña fístula, jacarandá, crespón, ligustro y desconozco el por qué, analizando que muchos no se corresponden con el sitio en que se encuentran.

¿Qué hay que tener en cuenta para la poda y cuál es la fecha ideal?
Existen normas técnicas a considerar en la poda de un árbol, tipo de poda, altura, intensidad, herramientas y normas de seguridad que debe hacerlo personal capacitado según cada caso en particular.
La época es cuando la actividad fisiológica está en receso, que depende de las condiciones climáticas de cada año, en nuestra región podría ser junio o julio

¿Cuándo se debe extraer un árbol desde raíz?
Cuando se analice un árbol desde su sanidad y riesgo al vecino, existe método de extracción para sacar y plantar otro.

En el casco céntrico se pueden ver cada vez menos árboles... ¿qué opina al respecto? 
Comparto la percepción no solamente la disminución en el centro sino también en los distintos barrios de la ciudad de Posadas. Hace falta hacer un relevamiento de los espacios verdes existentes para comparar con los índices aconsejables de porcentajes de áreas verdes para una ciudad ambientalmente sana, según el artículo 41 de la Constitución Nacional.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina